1

La visión UPI en la seguridad física

la-visión-upi-en-la-seguridad-física

 

Por Ing. Raúl López, Panduit México.

Desde hace tiempo la seguridad física de las empresas había estado aislada de la seguridad informática, los tópicos eran tan ajenos entre sí que no había en muchas empresas, personas involucradas en ambos procesos de seguridad.

La integración de las redes físicas con las informáticas han venido quitando las limitaciones que existían, entre ellas. La seguridad física para las empresas se manejan en tres niveles básicos de automatización y a grandes rasgos son: el  nivel industrial, donde se genera el producto o valor de la empresa, nivel de oficinas, donde se realiza la gestión de negocios y el centro de datos o SITE lugar donde se almacenan la comunicaciones, archivos y documentos digitales de la empresa.

Hoy, el propósito de dar seguridad a los tres niveles de la empresa, es mucho más fácil, reconociendo la importancia de la interconexión entre la infraestructura física y la lógica. Uno de los logros que hemos conquistado, es la unión de la energía bajo el mismo cable, es decir, anteriormente era necesario llevar un cable de red y otro de energía eléctrica a todos los lugares de la empresa, ahora con la integración de Power Over Ethernet (PoE) es algo cotidiano transportar energía y datos mediante el mismo cable, ya que es una herramienta fácil de utilizar.

Pero la tecnología PoE es solo el primer paso para llegar a lo que es un edificio interconectado, la seguridad en los edificios conectados es un aspecto esencial para poder llamarlos de esta manera, por lo que Panduit, dentro de su visión de Infraestructura Física Unificada (UPI por sus siglas en inglés), puede asegurar la supervisión y control de los diferentes sistemas (seguridad, comunicación, cómputo, energía, y control) montados en una misma red unificando también las soluciones. Si hablamos de la necesidad de asegurar los ambientes tanto operativos como comerciales y de oficinas, hablamos de edificios conectados, la evolución o paso siguiente del edificio inteligente. 

Un ejemplo que ilustra la practicidad que la interconexión proporciona al área de seguridad física es la video grabación, la cual se había convertido en un problema de espacio y de administración de cintas incosteables, generando burocracia en la administración. Actualmente estas soluciones son sencillas en relación al almacenamiento, ya que podemos utilizar las herramientas que tenemos en un centro de datos para almacenar videos y hacer controles por evento o periódicos, todo integrado bajo un “directorio activo” o software de administración.

Gracias a la interconexión de los edificios, hoy es posible tener el centro de datos o SITE y las cámaras de video-vigilancia montadas en la misma red para poder monitorearlas -a través incluso de Internet- y aprovechar más los dispositivos periféricos de la red y su aplicación remota. La misma persona que se encarga de monitorear o administrar la red de circuito cerrado de televisión, hoy lo puede hacer desde muchas otras partes a través de sistemas de control de acceso.

Otro aspecto esencial que nos ocupa, es la seguridad en siniestros, los incendios que son proclives a suscitarse, sobretodo en ambientes de trabajo más hostiles como los de producción, y por el nivel de calor que debe resistir los componentes eléctricos e industriales. La interconexión de sistemas también se subordina a este tipo de problemáticas, si agregamos su administración a la de los controles de acceso, aire acondicionado, iluminación y sistemas eléctricos, ayudamos a una mejor gestión de seguridad. Además, esto puede significar ahorros constantes en iluminación, aire acondicionado, sistemas eléctricos y varios recursos que anteriormente se dejaban bajo supervisión humana y que generaban costos adicionales y fallos por olvidos y descuidos.

Por su puesto, hay varios niveles de integración de seguridad en el edificio interconectado, uno de los más complejos es la interconexión en ambientes de manufactura, de la que ya hablamos, y donde todos los sistemas están conectados incluyendo la producción. La prioridad es minimizar los riesgos automatizando alarmas, integrando equipo menos inflamables y con menos emisiones de gases tóxicos. Actualmente Panduit está alerta a estas diferencias entre ambientes y procesos, y trabajando a la par con sus productos de cableado, busca la interconexión del mundo lógico y el físico.

La infraestructura Física Unificada (UPI) es simplemente la administración del control del riesgo, la automatización. El control, la unificación y la integración son pues, acciones derivadas de este manejo de la infraestructura y las seguiremos escuchando en el camino hacia obtener –ayudados por la tecnología— instalaciones superiores y más seguras.

Adolfo Manaure

Entusiasta seguidor de la tecnología y las innovaciones que cambian el mundo. Director Editorial y COO en The HAP Group.