1

El futuro de la energía requiere sistemas inteligentes

el-futuro-de-la-energía-requiere-sistemas-inteligentes

 

Por Esteban Rodríguez Rozza
Socio Práctica de Recursos Naturales – Utilities – Accenture

¿Es necesario hoy consumir menos energía? Para cuidar el planeta y nuestros bolsillos, hoy es imprescindible consumir mejor. Las empresas distribuidoras de energía eléctrica y las comunidades en las que operan comparten un objetivo en común: lograr energías más sustentables. Es por esto que la demanda creciente de energía y de recursos naturales, junto con la necesidad de reducir las emisiones de carbono, están impulsando soluciones innovadoras para hacer la vida urbana más sostenible.

Según un informe desarrollado recientemente por el World Economic Forum en conjunto con Accenture, la Agencia Internacional de Energía estima que en las próximos dos décadas la demanda mundial de energía duplicará los niveles actuales. Como contrapartida, también se generan esfuerzos para la reducción en las emisiones de carbono en la batalla contra el cambio climático.

Con los sistemas actuales de suministro eléctrico la pérdida de energía en algunas ciudades en desarrollo, es cercana a un 50% de la electricidad generada, a causa de infraestructura técnica ineficiente y conexiones ilegales en la red.

Con este panorama, se comenzó a trabajar en un nuevo sistema llamado Redes Inteligentes o Smart Grid. Es un sistema que utiliza sensores sofisticados, procesamiento integrado de datos, comunicaciones digitales y softwares diseñados para generar, gestionar y responder a la información obtenida de la red de abastecimiento energético. Como consecuencia, esto se convierte en un sistema más observable, controlable, automatizado e integrado. En definitiva, más confiable y eficiente que los sistemas de distribución de energía eléctrica actuales. Smart Grid logra reducir en un 30% las pérdidas de energía por causas técnicas y no-técnicas en el sistema de distribución.

El 71% de las emisiones de carbono provienen de las ciudades y áreas urbanas y el compromiso de sus habitantes es la clave para el éxito de este nuevo desarrollo. El consumidor final encuentra un gran beneficio en este sistema el cual le permite conocer el consumo de su hogar en tiempo real, brindando la posibilidad de administrar su sistema de energía eléctrica en el domicilio y realizar los ajustes que requiera.

Actualmente es difícil el aprovechamiento de los beneficios de estas nuevas tecnologías a causa de las limitaciones de los sistemas e infraestructuras tradicionales. Esta tendencia hacia el futuro del suministro sustentable de energía eléctrica requiere de una revisión de las capacidades de producción de las compañías y la consecuente ampliación,  modernización y reconstrucción de las plantas generadoras y distribuidoras. Este cambio no sólo se refiere a lo estructural sino también plantea un desafío en la interpretación de los sistemas de información y comunicación del consumo. Este cambio propone el paso de una red en forma de estrella hacia una estructura holística de cuadrícula dónde todos los puntos de genración y recepción se relacionan.

Más allá de los desafíos que quedan por resolver, el futuro de la energía requiere ser sustentable. El éxito estará dado en la aplicación de nuevos sistemas integrales de información de consumo como Smart Grid y del compromiso de los gobiernos, las compañías y los consumidores finales.

Adolfo Manaure

Entusiasta seguidor de la tecnología y las innovaciones que cambian el mundo. Director Editorial y COO en The HAP Group.