1

LENGUAJE CORPORAL: algunos “tips” para encontrar trabajo

Marcelo Lozano - Director de CIO AMERICA LATINA

Uno de los problemas más comunes para la gente de tecnología es resolver una reunión ante un head hunter, nos resulta fácil lidiar con la lógica, elaboramos rápidamente un algoritmo, pero frente a un caza talentos nos cuesta expresarnos correctamente, y muchas veces nuestro lenguaje corporal nos traiciona para dejarnos al descubierto.

En mi caso he leído múltiples oportunidades, “se tú mismo” en una entrevista de trabajo, basado en mi experiencia permítanme sugerir  un “delete definitivo” a esta frase, jamás se ha escrito una mentira más grande, un entrevistador no te busca a ti, busca a un perfil definido y eres tú quien debe encajar en dicho perfil. “Ser uno mismo” en una entrevista laboral demuestra falta de planificación de la entrevista, demuestra muy poco interés y muy poco esfuerzo por lograr el objetivo.

Preparar un buen CV y plasmar mucha experiencia para el puesto no es definitorio para lograr una posición, las empresas quieren ver su presencia y probar un poco de las mieles de su empatía antes de comprar. No es momento para demostrar personalidades excéntricas, las empresas buscan personas normales que no sobresalgan de la masa.

El motivo por el cual lo juzgan no es menor, Usted debe encajar en un equipo ya formado y su personalidad no debe desentonar con el resto. Para entender lo que buscan, lea varias veces el anuncio de la búsqueda, en el encontrará mucha pistas. (Liderazgo, proactivo, capacidad de trabajar en equipo).

Si bien uno no puede adivinar que preguntas le realizaran, puede pronosticar que deberá comentar al entrevistador la razón por la cual abandonó su último trabajo, la razón por la cual desea trabajar en esta nueva empresa, o simplemente le preguntaran sobre su experiencia laboral si la tuviese.

Planifique cada respuesta y ensáyela frente a un espejo, observando detalladamente la forma en la que contesta. Antes de cada respuesta ensaye dirigir la mirada levemente hacia abajo y a la izquierda para dar sensación de que ha meditado la respuesta y evitar que parezca ensayada.

Siempre coloque sus manos en forma de abrazo abierto, con las palmas enfrentadas, si lo invitan a tomar asiento, puede cruzar las piernas, pero jamás los brazos. Si no le indican sentarse, lo adecuado es preguntar si puede sentarse.

La entrevista es su oportunidad de resaltar aspectos atractivos de su perfil, pero no exagere, tenemos dos orejas, un cerebro y una boca, escuche el doble de lo que hable y piense antes de responder. Para poder hablar con propiedad de las razones por la cual desea trabajar en la nueva empresa para la que está calificando, analice que hacen, esté al tanto de sus productos, de sus canales, para poder demostrar que sus cualidades encajan perfectamente en dicha organización.

El entrevistador está siempre de su lado, el desea que Usted sea el candidato ideal para terminar la búsqueda, así que use esa fuerza a su favor.

Los dos momentos críticos de la entrevista son el inicio y el final, al iniciar mire directo a la cara y estreche la mano con la misma intensidad que su interlocutor lo hace y fundamentalmente sonría por favor. Al terminar la entrevista, trate por todos los medios de no parecer que salta de alegría por que ha terminado la entrevista, siga los movimientos de su entrevistador con un segundo de demora, y no se apresure a dar la mano, si su entrevistador es profesional y educado lo acompañará hasta la puerta, si Usted lo saluda antes, dejara la sensación que quiere sacárselo de encima de inmediato. Solo me resta desearle suerte, pero seguramente no la necesite, por que Usted es inmensamente talentoso.

Marcelo Lozano – Director de CIO AMERICA LATINA

Adolfo Manaure

Entusiasta seguidor de la tecnología y las innovaciones que cambian el mundo. Director Editorial y COO en The HAP Group.