1

Windows 8: Los nuevos procesadores mejorarán la experiencia del usuario final

Con la llegada de Windows 8, Microsoft promete ofrecer una experiencia más intuitiva e innovadora al usuario a través de su interfaz llamada Metro. Es ahí donde el poder de procesamiento es fundamental para entregar fluidez y velocidad a las tareas y a la experiencia visual del nuevo sistema operativo.

Microsoft es un partner fundamental que permite que las tecnologías que AMD introduce al mercado en procesadores, tarjetas gráficas o en APUs, puedan ser aprovechadas en su totalidad. Cada nueva versión del sistema operativo acerca estas novedades tecnológicas al usuario, a la vez que actualiza los paradigmas de uso a los tiempos que corren.

Las expectativas con Windows 8 son altas. Este nuevo sistema operativo representa un salto interesante hacia un cómputo cada vez más visual. La nueva interfaz Metro hace un uso masivo e intenso de gráficos y eso se complementa perfectamente con el desempeño de la familia de procesadores AMD Fusion, la que se ha destacado en el mercado al combinar cómputo y gráficos de alto rendimiento en todos los segmentos de precio.

Windows 8 es el cambio más revolucionario de este sistema operativo desde que se puso el botón “start” – en Windows 95– y el cambio más revolucionario de Windows hoy, es sacar ese botón “start” y poner una nueva interfaz llamada “Metro”. La gracia de esta interfaz es que viene del mundo de los teléfonos, una interfaz muy similar a la que tiene Windows Phone7; y que está diseñada para equipos tablets- con un esfuerzo muy grande de mantener la usabilidad en equipos tradicionales de mouse y teclado, pero que va a la tendencia del mundo de los dispositivos móviles.

Para poder tener una interfaz que es mucho más gráfica, mucho más visual de lo que se ha visto hasta ahora; se necesita tener un soporte de hardware que te permita usar prestaciones que te den una mejor disponibilidad y una mejor experiencia con ese entorno. Los procesadores AMD, con su arquitectura APU, tienen un cómputo heterogéneo en el que se obtiene tanto un proceso tradicional como proceso de aceleración gráfica en una misma unidad, Windows 8 tiene un performance mucho mejor, y la experiencia del usuario es mucho mejor frente a una plataforma tradicional.

Los nuevos usuarios

El uso de la computación o la utilización que hace el usuario de la tecnología, es radicalmente distinta a la que había cinco años o hace diez años atrás. Hoy la tendencia es mucho más visual, es una tendencia “touch”. Existen aplicaciones que hace dos años nadie se imaginaría que tendrían una interfaz avanzada y hoy la tienen. Eso está en la filosofía de la interfaz Metro, entregar una experiencia distinta, más comunicativa desde el punto de vista de interacción con el usuario y eso requiere una plataforma que permita brindar mejores animaciones, mejores gráficos y una experiencia más rápida en el despliegue integral del sistema operativo. La tecnología AMD es un soporte heterogéneo para los usuarios actuales, que une el proceso tradicional y proceso paralelo, ya que la forma en que la gente ocupaba su computador cambió y los procesadores no habían cambiado.

Los APUs de AMD pueden acelerar nativamente HTML5, lo que es fundamental para Metro ya que tiene gran parte de su código ahí, así también contenidos Flash y cualquier aplicación diseñada con Visual Studio.

Por otro lado, Windows 8 descansa sobre la arquitectura de Microsoft DirectX, por ende un equipo que soporte DirectX 11, tendrá todas las prestaciones gráficas de animación y de interfaz del nuevo Windows activadas, experiencia que será parcial en computadores que no sean compatibles con ese protocolo.

Windows 8 brindará una interfaz aún más amigable y más adaptada al consumo instantáneo de contenidos que se está popularizando en equipos portátiles, a la vez que proveerá un manejo energético y de memoria más eficiente que mejore la experiencia de uso.

Una nueva plataforma que anuncia un cambio de paradigma en nuestra interacción con el computador. Una experiencia que destaca por lo visual, donde la capacidad de procesamiento del hardware es fundamental para poder disfrutar de las mejoras y de todas las nuevas características del nuevo lanzamiento de Microsoft.

Por José Luis Fernández, Senior Field Aplication Engineer AMD Spanish South America