1

Cuando las opciones paralizan al CIO

Gerenciar el cambio se ha vuelto una de las disciplinas de negocios más complejas y necesarias en un mundo competitivo.

La multiplicidad de dispositivos y fuerzas que mueven a este mercado, son sin duda un factor desestabilizador pero la presión por la innovación resulta en muchos casos inmanejable y lleva al fracaso a gran parte de las gestiones.

Muchos otros directores de nivel C podrían argumentar que sus áreas funcionales también son difíciles de manejar, pero el papel del CIO tiene características singulares que lo hacen más complejos que la mayoría.

Como CIO es necesario dominar una amplia gama de temas técnicos, y hay que mantener este nivel de competencia en un entorno de evolución constante.

El CIO necesita dominar disciplinas múltiples, incluyendo el desarrollo organizacional y la gestión del cambio y la innovación.

El punto débil del 95% de las gestiones de sistemas resulta la comunicación, obviamente esto no es una habilidad específica del mundo de la tecnología, pero la complejidad de las tecnologías modernas exige un nivel particularmente destacado de habilidad verbal y escrita para transmitir una visión y una filosofía de trabajo determinada.

El CIO debe ser capaz de comunicarse y diseccionar cuestiones técnicas complejas de una manera fácil de entender – siempre se relaciona con un público que no está dispuesto a metabolizar la complejidad propia de la tecnología-, resulta importante tener la capacidad de involucrase con los líderes de negocios en su propio idioma.

El CIO debe poder aportar valor a la reflexión estratégica de una compañía. Por lo general, los directores de TI como no son parte del círculo interno de gestión, tienen que trabajar aún más para comprender sus múltiples partes interesadas, y tiene que usar la creación valor con el fin de influir en las decisiones.

Todos los negocios son los focos de intriga política, y un alto funcionario que hace caso omiso de la política se convertirá en una víctima inocente.

El viaje que se inicia con el liderazgo personal si es conjugado con todos los desafíos de la gestión de TI, constituye un gran paso adelante para el CIO, marcando la diferencia entre un Gerente y un Director.

Los profesionales de TI son estereotipados, detallistas, y soportan su profesionalismo de forma estrecha con la experiencia ganada durante las primeras etapas de sus carreras, y estos atributos son los que lo suelen mostrar introvertidos y menos sociables a la gente promedio.

El rol del CIO exige poder trabajar con mucha más frecuencia y más estrechamente con los demás.

Quienes aspiran a ser CIO en sus compañías deben seguir 6 pasos simples y efectivos para evitar que las opciones lo paralicen y mantenerse en una posición de alta rotación y muy alto nivel de acidez corrosiva en una organización.

Paso 1: Busque un mentor de negocios dentro de la empresa. La formación y la teoría se pueden adquirir, pero contar con un líder de negocios con el que se pueda entrenar y para proporcionar retroalimentación es el camino más efectivo para convertirse en un líder exitoso.

Paso 2: Trabaje fuera de la función de TI por un lapso de tiempo determinado. Muchas compañías ofrecen la adscripción, y puede proporcionar estas experiencias una ventaja invaluable.

Ver la otra cara de la moneda es útil, y cuando regresa al equipo de TI, usted puede tomar medidas para mejorar el soporte para  mejorar de forma continua el negocio.

Paso 3: Cultive cada oportunidad para presentar y comunicar a los líderes de su compañía. Los cursos de comunicación son útiles, pero el verdadero aprendizaje viene cuando pasa de la teoría a la práctica.

Paso 4: Asista a los eventos de la empresa y sociabilice su gestión tanto como pueda, con colegas fuera de su equipo de TI.

A menudo le resultara difícil perfeccionar sus habilidades sociales y de influir, ya que esto significa salirse de su zona de confort personal.

Paso 5: Construya su propia estrategia de marketing personal, escriba y trate de publicar su pensamiento, mantenga su propio blog personal, colabore con publicaciones profesionales, esto va a pulir su capacidad de comunicar.

Paso 6: Busque complementar sus conocimientos de Finanzas, debe comprender que la relación con el CFO de la compañía debe darse en el terreno en el que quien maneja la plata mas domina. No otorgue ventajas, no sea vulnerable.

 

Por Silvia A. Yaber

CEO – Managing Partner – Castor Pollux Group LLC

syaber@castorpolluxgroup.com

Adolfo Manaure

Entusiasta seguidor de la tecnología y las innovaciones que cambian el mundo. Director Editorial y COO en The HAP Group.