1

El 50% de las empresas no son capaces de gestionar su deuda tecnológica

La deuda de TI asciende a unos 10,9 millones de dólares de media por empresa, de los que 8,5 provienen de las aplicaciones mainframe. La crisis y la falta de herramientas adecuadas hará crecer esta deuda un 9% en los próximos cinco años.

El 46% de los principales actores de TI, desde empresas del sector hasta los departamentos de sistemas de otros sectores, afirman que no saben el valor de su deuda TI, desconocimiento que aumenta el riesgo de su negocio. La deuda de TI se define como el coste de ‘limpiar’ los atrasos de mantenimiento para tener el portfolio de aplicaciones de la compañía completamente actualizado. Estos resultados forman parte de un estudio llevado a cabo por la consultora Vanson Bourne y encargado por Micro Focus.

590 CIO y directores TI de todo el mundo fueron encuestados y estimaron que, de media, su deuda de TI ascendía a 10.9 millones de dólares, de los cuales 8.5 millones de dólares se atribuyeron a las aplicaciones mainframe. También vaticinaron que la cantidad crecería un 9% durante los próximos cinco años.

A pesar de admitir su deuda, el 87% de los encuestados en el informe confirmaron que tienen un proceso de revisión estructurada y estrategias para su portfolio de aplicaciones, que revisan cada cuatro meses de media. Sin embargo, más de la mitad (57%) admitió no tener una visión clara de los detalles. Así, uno de cada veinte confesó que su portfolio de aplicaciones era un “lío de confusiones” y un quinto (18%) dijo que tenían aplicaciones que no sabían cómo actualizar y no se atrevían a tocar. Otro 18% confirmó que tenían aplicaciones redundantes que consumen recursos MIPS sin la capacidad para identificarlas y retirarlas, mientras que el 15% afirmó que la actividad de fusión y adquisición había creado un panorama muy confuso de las aplicaciones que tenían.

El estudio pone de manifiesto además la necesidad de nuevas funcionalidades para las actuales aplicaciones mainframe. Y es que el 46% de los encuestados revelaron que preferirían desarrollar aún más el código, frente a un 41% que reemplazaría la aplicación por un pack comercial. De los que se decantarían por el pack comercial, un 56% considera que sería más fácil de implementar que otras alternativas, un 32% cree que sería menos arriesgado, otro 30% vería un resultado en la reducción de costes y un 33% citó problemas con la disponibilidad del mainframe y habilidades COBOL.

Por otro lado, el 14% confirma que ha empezado a extender el acceso a las aplicaciones modernizadas de mainframe a través de dispositivos móviles. Además, un 49% planea llevar a cabo esta estrategia en los próximos doce meses. Un 16% ha comenzado a mover sus aplicaciones mainframe a la nube y un 42% hará lo propio durante el próximo año.