1

Los fabricantes Dell y HP culpan a Windows 8 de la caída de ventas de PC

Los resultados de venta de PC no son buenos, algo en lo que, en parte, tiene la culpa Windows 8. Por lo menos eso es lo que aseguran tanto Dell como HP, compañías que además consideran que la situación no va a mejorar hasta el año que viene.

El mercado de PC ha concluido el segundo trimestre del año muy por debajo de las previsiones de los analistas. Así, frente a la subida del 2,1 por ciento que pronosticaba IDC, en el segundo trimestre solo se han vendido un 0,1 por ciento más de PC que el año anterior, marcando el sexto trimestre consecutivo de crecimiento plano o de un solo dígito para el mercado de PC.

Respecto a las causas, IDC y Gartner apuntan a la incertidumbre económica en diversas regiones, así como al bajo interés de los consumidores en la compra de PC, lo que ha limitado la demanda de equipos por parte de los canales de distribución, que tratan de no acumular inventario ante el lanzamiento de nuevos productos previstos para el otoño.

A estas causas hay que añadir el lanzamiento de Windows 8. Por lo menos eso es lo que consideran dos de los principales fabricantes de PC, Dell y HP, quienes han culpado, en parte, al próximo sistema operativo de Microsoft, que verá la luz el 26 de octubre. Ambas compañías aseguran que los “pésimos” resultados de venta de PC son un problema.

Según Dell, compañía que sí que se ha referido a Windows 8, ante la llegada del sistema operativo, los resellers han reducido el inventario de PC. Además, y en su opinión, el impacto positivo del desembarco de Windows 8 no será significativo hasta el año que viene. Al igual que Dell, Jay Chou, analista senior de IDC Worldewide Quarterly PC Tracker, considera que “factores como Windows 8 y los ultrabooks podrían dar un giro realmente positivo el año que viene”. No obstante, Jay Chou puntualiza que el comienzo no será fácil y se tendrá que hacer frente a una serie de obstáculos, como que los usuarios “se aclimaten a un sistema operativo” que rompe “con los paradigmas existentes en el mercado de PC”. De esta forma, “el ecosistema de PC tendrá que trabajar para educar al mercado”.

En el caso de HP, aunque la multinacional no ha nombrado directamente a Windows 8, sí que ha asegurado que la caída de venta de PC se debe a que los usuarios están esperando para conocer qué es lo que va a llegar al mercado próximamente. “El mercado de PC continúa siendo débil, mientras que el inventario del canal es elevado en toda la industria a la espera del lanzamiento de nuevos productos” ha afirmado Meg Whitman, CEO de HP.

“Nuestros ingresos por la venta de PC han caído un 10 por ciento año a año. Esto se debe a la debilidad y a la política agresiva de precios emprendida por nuestros competidores”. Para reinvertir esta situación, HP apostará por “una nueva línea de PC y tablets en la que se ha hecho foco en el diseño”, aseguró Meg Whitman. Según los analistas, con esta nueva gama HP pretende hacer frente a rivales como el iPad de Apple o el Surface de Microsoft. Para Dell, el tablet de Microsoft no supondrá una amenaza para su negocio en los próximos 10 meses. Es más, según Michael Dell, Surface obtendrá, hasta la mitad del año que viene, una cuota de entre el 1 y el 2 por ciento del segmento de entrada de PC.