1

La metamorfosis de los portátiles

Ing. Bernardo Miretzky, Especialista en Tecnologías de AMD

Los estudios de mercado demuestran una tendencia clara: los usuarios prefieren cada vez dispositivos más livianos y móviles.

Es por eso que las proyecciones en el diseño de computadores portátiles indican que el 2012 será el año de los llamados “ultra-delgados”.

Sin embargo, esta tendencia va más allá de una portátil liviana y compacta, ya que la verdadera evolución está en el desempeño que pueden ofrecer estos equipos en tan reducido formato.

Con el avance de aplicaciones y sitios más amigables y ricos en funcionalidades, los consumidores se han transformado en usuarios más exigentes y críticos, por lo que esperan una  experiencia visual cada vez más fluida y atractiva al usar un computador. Un ultra-delgado reúne varias características internas y externas, que, sin duda, comienzan un nuevo rumbo en el mundo de la computación personal.

Los equipos ultra-delgados prometen el rendimiento de una notebook pero con un consumo de energía muy bajo, lo que le permite una gran autonomía de uso, ofreciendo largas horas de duración sin estar conectada a la fuente. Esto es gracias a factores como los nuevos procesadores acelerados de alto desempeño pero con bajo voltaje, entre otros.

La autonomía y diseño que los caracteriza es lo que está marcando la diferencia y atrayendo las miradas. Los usuarios son cada vez más versátiles y móviles, por lo que se está buscando un uso prolongado con batería, pero sin perder rendimiento.

La principal promesa de los “ultra-delgados” se centra en su capacidad de cómputo para las tareas del usuario actual, ya sea en papel de consumidor o creador intensivo de contenidos multimedia. No solo vienen provistos con las tecnologías inalámbricas y fijas para conectarse con otros dispositivos electrónicos del hogar; sino que además poseen la capacidad técnica para ejecutar con eficiencia aplicaciones de edición, videojuegos y videos en alta definición y 3D, entre otros.

En resumen, las características técnicas son prometedoras, pero para ser un producto ampliamente aceptado, el precio es clave. Se espera que estos equipos, que incluyen los revolucionarios procesadores acelerados APU de AMD, entren al mercado latinoamericano con precios atractivos y accesibles.

Actualmente en el mercado, los únicos modelos “Ultra-delgados” o “Ultrathin” con procesadores acelerados son los que cuentan con la nueva plataforma AMD APU “Trinity“, conocidos comercialmente como AMD Serie A, que fusiona la innovadora arquitectura modular Piledriver y núcleos gráficos Radeon 2.0 de la serie HD7000 (hasta 384 núcleos); entregando un desempeño mucho más visual, de bajo consumo de energía (17W a 25W) y permitiendo un desempeño que antes estaba reservado solo para equipos de más alta gama.

El futuro pasa por experiencias visuales más poderosas y por un exponencial poder de cómputo, que permitirán acelerar no sólo los gráficos de juegos o multimedia, sino también los procesos de programas de oficina y la navegación en Internet.

La computación portátil ha cambiado y los ultra-delgados llegan como una alternativa liviana móvil, pero sin perder el rendimiento de equipos de más alto costo.

El cambio de conducta de los usuarios hacia la movilidad sin dudas potencia estas plataformas, donde los fabricantes deben innovar para diferenciarse y satisfacer las demandas de los clientes y sus aplicaciones.

Las claves de esta nueva “guerra de portátiles” estarán guiadas por el rendimiento visual, su autonomía y precio, pero principalmente por la movilidad que necesita el usuario moderno.

Por Ing. Bernardo Miretzky, Especialista en Tecnologías de AMD

Adolfo Manaure

Entusiasta seguidor de la tecnología y las innovaciones que cambian el mundo. Director Editorial y COO en The HAP Group.