1

HTC One Max se llamaría el futuro phablet de HTC

HTC-maxLa familia HTC planea su crecimiento y lo haría por encima y por debajo del actual buque insignia de la firma taiwanesa el HTC One. El proyecto de tabletó-fono, o phablet, con el que la compañía asiática se sumaría a un mercado inaugurado por la coreana Samsung, y seguido por marcas como Huawei, Alcatel Mobile y Sony Xperia.

Dicho proyecto se materializaría en algo que, según la web alemana Mobile Geeks, conoceríamos como HTC One Max. Con tan descriptivo nombre quedaría claro que el dispositivo serviría para marcar el inicio de HTC en la categoría de smartphones de gran formato.marcar

En este sentido, desde la empresa taiwanesa no se andarían con conceptos más o menos intermedios: nada menos que seis pulgadas tendría la pantalla del supuesto HTC One Max, dotada de una resolución FullHD. Este argumento bien valdría el apellido Max para este posible modelo. Pero la cosa no quedaría ahí. Además, desde la página germana aseguran que el HTC One Max equiparía un monstruoso procesador Snapdragon 800 de cuatro núcleos con una frecuencia de reloj de 2,3 GHz. Con ello, una vez más, tratarían de hacer que el equipo de alto nivel de la compañía destacase frente a la competencia en el apartado de potencia.

Dispondría, además, de dos GB de memoria RAM y de una capacidad interna para almacenaje de datos de entre 32 y 64 GB, según la versión elegida. La batería, por su parte, ascendería hasta los 3.200 miliamperios —más del doble que el iPhone 5, aunque la gestión de la autonomía es harina de otro costal, dados los muchos factores que participan en su valoración—.

Por otro lado, también se está hablando de una fecha para su puesta de largo: así, sería en algún momento del próximo mes de septiembre cuando la taiwanesa desvelaría su HTC One Max. De este modo, el cierre del tercer trimestre del año sería fecundo en presentaciones. Además de la supuesta llegada del HTC One Max, el sector se prepararía para una estampida en la que también estarían incluidos Apple, con su próximo iPhone —o incluso próximos iPhones—, Samsung con su Samsung Galaxy Note 3 y Sony con el terminal que sucedería al Sony Xperia Z y que equiparía, según se viene rumoreando, una potente cámara de 20 megapíxeles.

Al respecto de la dividida guerra de los megapíxeles, el HTC One Max volvería a recurrir, como el HTC One, a la tecnología ultrapíxel, que con una aparentemente baja densidad —cuatro ultrapíxeles en el actual gama alta de la casa— es capaz de conseguir destacables resultados que nada tienen que envidiar a los buques insignia de la competencia.

Eso sí, salvando las distancias que supone recurrir a objetivos ópticos de diez aumentos, como en el Samsung Galaxy S4 Zoom, o a los recursos capaces de condensar siete píxeles en uno, como hace el Nokia Lumia 1020, capaz de realizar espectaculares zooms digitales, tanto en captura fotográfica como en filmación de vídeo.