1

Cómo elegir el mejor servicio de almacenamiento en la nube

El día de hoy, Dropbox cuenta con más de 175 millones de usuarios y una encuesta reciente de Forrester Research reportó que el 25% de los trabajadores de informática alrededor del mundo utilizan servicios similares.
El día de hoy, Dropbox cuenta con más de 175 millones de usuarios y una encuesta reciente de Forrester Research reportó que el 25% de los trabajadores de informática alrededor del mundo utilizan servicios similares.

Los servicios de almacenamiento en la nube como Box o Dropbox se han vuelto una de las más importantes herramientas en los negocios. Estos servicios comenzaron como una manera sencilla de tener acceso a archivos personales desde cualquier computadora, tableta o dispositivo móvil, pero se han convertido en una parte esencial al momento de compartir información de negocios.

El día de hoy, Dropbox cuenta con más de 175 millones de usuarios y una encuesta reciente de Forrester Research reportó que el 25% de los trabajadores de informática alrededor del mundo utilizan servicios similares.

El CIO de hoy en día tiene la tarea de replicar cualquier servicio que sus empleados estén utilizando en su vida personal con una herramienta diseñada específicamente para los negocios. Lo más importante al momento de elegir un nuevo servicio es facilidad de uso, colaboración con el proveedor, seguridad y costo.

Uno de los más grandes retos al momento de implementar una nueva herramienta de almacenamiento en la nube es que sea fácil de utilizar y que cuente con un diseño intuitivo, ya que muchos de los servicios que los empleados utilizan en su vida personal están listos para usarse automáticamente después de ser instalados, sin problemas de migración o administración.

Por otro lado, existe el reto de la seguridad, ya que la información siempre será una parte vital de una compañía. Hay que tomar en cuenta los requerimentos de la industria en cuanto a seguridad y cumplimiento regulatorio.

Lo primero es analizar los requisitos de la empresa, tales como integración, seguridad y alojamiento. Se requiere de una integración profunda con el contenido existente y sistemas de colaboración que impulsen procesos críticos y aseguren el cumplimiento regulatorio, seguridad y privacidad.

El siguiente paso es tomar en cuenta la cultura de la organización y el estilo de trabajo de los empleados, ya que ellos no utilizarán la nueva herramienta si no funciona correctamente y no se integra fácilmente con su flujo normal de trabajo y su entorno laboral.

El último paso para elegir la mejor opción de almacenamiento en la nube, es encontrar un servicio que cumpla con ambos requisitos previamente expuestos. Existen tantas opciones que puede llegar a ser complicado encontrar la mejor elección para las necesidades de la compañía. Esto puede realizarse a través de un periodo de prueba en el que la adopción de la herramienta nos haga saber si hemos elegido correctamente. Al medir la adopción entre la fuerza de trabajo, sabremos si hemos tomado la decisión correcta.

Conéctese a la actualidad tecnológica e informática cada mañana. ¡Suscríbase gratis a nuestro Newsletter!