1

Por qué Google pagó 3.2 mil millones de dólares por Nest

nest2-100036293-orig

Google se está moviendo a tu casa. El martes, la compañía de internet dijo que estaba comprando Nest, un fabricante de alarmas de humo y termostatos, en una movida que le da a Google una posición fuerte en un nuevo mercado conocido como “la casa conectada”.

La idea detrás de la casa conectada es conectar sistemas de calefacción, luz y electrodomésticos como refrigeradoras a la internet de tal forma que puedan ser más eficientes y ser controlados desde otro lugar. En el proceso, las compañías pueden recolectar más data sobre los hábitos de las personas, algo que Google adora.

El precio de Nest muestra que Google realmente está interesado: 3.2 mil millones de dólares. Si el acuerdo se concreta -Google espera hacerlo en los siguientes meses- será una de sus mayores adquisiciones desde que Google compró YouTube en 2006 por 1.6 mil millones de dólares. Google ha estado interesado en Nest desde al menos 2011, cuando lideró una ronda de inversión en la compañía, seguida por otra en 2012.

Nest fabrica un termostato y un monitor de monóxido de carbono y humo que puede ser controlado vía Wi-Fi desde un smartphone y que puede reprogramarse basado en el comportamiento de las personas. La compañía fue fundada en 2010 y tiene más de 300 empleados en tres países. Un buen número de sus trabajadores, incluyendo al CEO Tony Fadell, son ex empleados de Apple.

¿Por qué Google gastaría tanto dinero por una compañía joven? Para empezar, pudo haber visto un grupo de ingenieros talentosos que pueden ayudarla a entrar a  este mercado. También podría estar buscando una plataforma para jugar un mayor rol en conectar todos estos equipos, ya sean termostatos o una tostadora.

“Esta es una nueva área para Google, representando el deseo de tomar ventaja de todos los equipos”, dijo Ben Bajarin, director de tecnología de consumo en Creative Strategies, una firma de inteligencia e investigación de mercado. “Google quiere su propia plataforma para este mundo de cosas conectadas”.

Google realmente quiere tener una presencia mayor en la casa -y es algo que ya se ve en otros productos. A inicios de este año develó el Chromecast, un equipo de 35 USD para transmitir programas de televisión, películas y otros contenidos al televisor, como respuesta a Apple TV. También opera la Play Store, ofreciendo todo tipo de opciones de entretenimiento.

En su web, Google mantiene una página de tips dedicada a los servicios de Google, como “Cómo usar Google+ para mantener unida a la familia”.

Conectar electrodomésticos es un mercado emergente que Google no quiere dejar atrás. El momento preciso del anuncio -tras el último día del CES- es interesante. En ese show, la casa conectada fue uno de los temas centrales.

Por otro lado, Samsung anunció que está desarrollando una plataforma de software para conectar electrodomésticos. Samsung tuvo un inicio fuerte en algunos sentidos, ya que es el fabricante líder de smartphones.

Al comprar Nest, Google pondrá sus manos en una de las startups más populares del año pasado, que consiguió en gran parte por la experiencia de sus miembros en Apple.

Google ya está trabajando para conectar otro tipo de equipos. Recientemente anunció la Open Automotive Alliance, que traería los sistemas Android a los autos, haciéndolos inteligentes.

Pero si Google tiene mejor información sobre cómo interactuar con los electrodomésticos del hogar, imaginen las posibilidades. La casa es una “gran pieza” del rompecabezas de equipos conectados, dijo Roger Kay, presidente en Endpoint Technologies Associates.

Imaginen cuán relevante Google podría ser si pudiera hacer que sus avisos tuvieran más relación con los hábitos de los usuarios en sus casas. “Google es una compañía de publicidad y está recolectando toda la data que pueda”, dijo Bajarin.

Una mayor presencia en el hogar traería más preguntas sobre la privacidad de los datos. A poco tiempo del anuncio, el co-fundador de Nest, Matt Rogers, escribió en el blog de la compañía al respecto.

“Nuestra política de privacidad limita claramente el uso de información de clientes para proveer y mejorar los productos de Nest y sus servicios. Siempre hemos tomado este asunto con seriedad y no cambiará”, dijo.

Hasta qué punto Google tratará de expandir su huella en electrodomésticos, y cómo usará esa data si lo hace, aún es un misterio.

Fuente: CIO / Zach Miners / 13-01-14

Conéctese a la actualidad tecnológica e informática cada mañana. ¡Suscríbase gratis a nuestro Newsletter!