1

Bots: Sí tienen impacto económico

De acuerdo con una investigación de White Ops y la Asociación Nacional de Publicistas de Estados Unidos, en 2015 los grandes anunciantes globales perderán $ 6.300 millones a causa de robots y usuarios no humanos capaces consumir cualquier contenido digital.

Según el estudio, los motores de búsqueda y bots son más propensos a los videos publicitarios en 23 % del total de impresiones monitoreadas por White Ops, de entre el tráfico en línea para bots en la Unión Americana.

Los anuncios (19 %) y las pantallas de programación (17 %) le siguen en preferencia de los bots. El tráfico de bots puede ser generado desde cualquier computadora. El 67 % del tráfico de bots observado en el estudio proviene de direcciones de IP residenciales.

¿Cuál es el problema? Los bots son scripts de software predeterminado en redes de computadoras controlados por una red única. El controlador puede programar que los bots realicen diversos comportamientos y tener distintos objetivos, incluida la publicidad fraudulenta, el robo de un banco en línea, el robo de identidad o la denegación de servicio (DDoS). Al ejecutar el fraude publicitario, el controlador hace que los bots hagan click en los anuncios. Los anunciantes deben pagar por cada click o impresión aunque no hayan sido realizados por humanos.

Un estudio realizado en julio de 2014 por la Digital Place Based Advertising Association reveló que 42,8 % de los planificadores de agencias de publicidad estaban muy preocupados por el fraude publicitario digital.

Los sectores más propensos a los bots y el fraude publicitario son el financiero (22 %), familiar (18 %) y comida (16 %). White Ops y la ANA encontraron que los porcentajes de bots en la noche se incrementan.