1

Propuesta sobre Internet pública de los republicanos no convence

Una propuesta de neutralidad de la mayoría republicana en el Congreso de Estados Unidos no protege completamente a los clientes de banda ancha, ya que prohibiría la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC), la promulgación de nuevas normas contra el bloqueo selectivo o estrangulamiento del tráfico, según señalaron fuentes especializadas en el tema.

El proyecto de ley republicano eliminaría la capacidad de la FCC para actuar sobre los sistemas que dan prioridad a cierto tráfico sobre los demás, aseguraron testigos ante un comité del Congreso.

La propuesta “despojaría a la Agencia de Comunicaciones de autoridad para proteger a los consumidores sobre la plataforma de comunicaciones del Siglo XXI”, dijo Jessica González, vicepresidente ejecutivo de la Coalición Nacional de Medios Hispanos.

“Se congela efectivamente a la FCC en el tiempo, y sólo le permite afrontar un puñado de prácticas dañinas que hemos contemplado en base a las condiciones del mercado y la tecnología que existe hoy en día”.

El proyecto de ley también excluye determinados servicios “especializados”, tales como los servicios de red inteligente y otros que son independientes de la Internet pública; las prohibiciones de priorización de tráfico pagado. Eso dejaría un “vacío legal gigante” que podría permitir a los proveedores de banda ancha dar prioridad a sus propios contenidos Web, dijo González ante una audiencia en  la Cámara de Representantes de Energía y el subcomité de comunicaciones del Comité de Comercio.

El proyecto de ley también permite a los proveedores de banda ancha a participar en la gestión de redes de manera “razonable”, pero no define ese término, dijeron los críticos.

La prohibición de la propuesta sobre proveedores de banda ancha bloquean o estrangulan selectivamente contenidos Web, y su prohibición general de ofertas de priorización pagas no son alentadores, dijo Chad Dickerson, director general de Mercado en Etsy. Dickerson también aplaudió la propuesta de aplicar las mismas reglas a la banda ancha móvil como lo hace a la banda ancha por cable.

Pero a Dickerson le preocupa que la propuesta, con una exención para servicios especializados, “no prohibiría todo tipo de discriminación en línea, dejando lagunas que podrían ser explotadas fácilmente”, dijo.

En lugar del proyecto de ley, el Congreso debería dejar a la FCC seguir adelante con su plan para aprobar normas neutralidad de la red, dijo González.

La FCC, probablemente plantee reclasificar la banda ancha como un servicio público regulado en su reunión de 26 de febrero, lo que proporcionaría a los proveedores de banda ancha y clientes la certeza de seguir adelante, dijo.

Varios representantes demócratas en el subcomité están de acuerdo. “Mientras que el Congreso tiene autoridad para actuar en la zona, que no se mueve a la velocidad de Internet, afuera nos ganan la carrera, dijo el parlamentario John Yarmuth, un demócrata de Kentucky. “El Congreso, con la máxima eficacia, se mueve a unos 10 kilómetros por hora, mientras el mundo se mueve a 100.”

Aún así, muchos republicanos, junto con ejecutivos de los grupos comerciales de banda ancha CTIA, la National Cable y Telecomunicaciones Asociación, expresaron su oposición a la banda ancha que quiere reclasificar la FCC y colocarla como una como empresa pública regulada en el Título II de la Ley de Telecomunicaciones.

Si la FCC reclasifica de banda ancha, la cuestión ser trasladará a los tribunales durante años, dijo Michael Powell, presidente y CEO de NCTA y ex presidente de la FCC. Powell repitió la afirmación, muy debatida, de que la reclasificación desalentaría las inversiones y a los proveedores de banda ancha en sus redes, a pesar de que funcionarios de Sprint y Verizon Communications han dicho recientemente que sus empresas seguirán invirtiendo.

Una ley de neutralidad de la red aprobada por el Congreso proporcionaría una mayor seguridad jurídica de un reglamento de la FCC que probablemente será desafiado, argumentaron los republicanos.

Dos intentos anteriores por parte de la FCC para aprobar normas sobre neutralidad de la red fueron rechazados ​​por los tribunales, informó Powell. La lucha sobre la neutralidad de la red ha sido “larga y tortuosa, precisamente porque el Congreso no ha establecido una base clara para la FCC para actuar”. La comisión se ha diluido en nudos por más de 10 años, tratando de adoptar un simple conjunto de regulaciones de Internet.”

-El proyecto de propuesta es un intento de compromiso y basados ​​en parte en las reglas de neutralidad del 2010,aprobadas por una mayoría demócrata de la FCC, dijo el presidente del subcomité, Greg Walden, republicano de Oregon. “El subcomité está abierto a los cambios de la propuesta para abordar algunas de las críticas recibidas”, dijo.

El Congreso tiene la responsabilidad de establecer la política de Internet, y debe alejar el debate del Título II, en gran parte escrito hace más de 80 años para hacer frente a un monopolio telefónico, dijo Walden. “Tenemos una opción muy importante que hacer, entre dejar que tres personas muy inteligentes y capaces, pero no electos, en la FCC, la mayoría de la comisión, use un estatuto escrito para otra época y así improvisar un esquema regulatorio que nos creará mucha incertidumbre”.

Mario Augusto Beroes Ríos

Periodista graduado en la UCV en la mención Audiovisual.