1

El Galaxy S6 llegó a Colombia

Ya llegó “oficialmente” el Samsung Galaxy S6 y el Edge 6 a Colombia. Ya la compañía coreana en Colombia los ha presentado, y ya están a la venta en las tiendas especializadas. Sin embargo, no todo está en sana paz, debido a que la inttriducción en el mercado colombiano de estos móviles dará continuidad a la batalla con Apple y sus iPhone 6 y iPhone 6 Plus,  para atraer consumidores de alta gama en un mercado emergente como el colombiano.

El costo de estos equipos varía de acuerdo con la capacidad de memoria disponible, y el precio arranca en los 2 millones de pesos, según datos aportados por la revista Dinero. Debido a la eliminación de las cláusulas de permanencia, los compradores deben adquirir estos dispositivos de contado, o mediante un plan de cuotas acordado con el operador o distribuidor que elija, y esto aseguran vendedores consultados, puede incidir en los volúmenes de compras.

Aunque el costo de estos equipos no dista mucho de la media de otros países de la región, a pesar del impacto que ha tenido el precio del dólar en este sector. Aún así, estos dispositivos se convierten en una inversión importante hasta para los consumidores con mayor poder adquisitivo, de ahí que se haga necesario revisar con lupa las características y beneficios de la compra.

Sin duda, los dos fabricantes que marcan la pauta en el mercado mundial se esmeraron por presentar teléfonos vanguardistas, llenos de soluciones para consumidores profesionales que se desviven por tomar buenas fotos, mantenerse activos en redes sociales y productivos en sus diferentes plataformas laborales.

Por un lado, Samsung quemó sus mejores cartuchos con el Galaxy S6 y Edge. Después de que el modelo anterior, Galaxy S5, no cumpliera con las expectativas de venta en el mundo, el gigante surcoreano apostó por modificar algunos aspectos que nunca habían tocado. 

El mejor ejemplo de esta renovación obligada es la eliminación de la ranura para tarjetas Micro SD, que le permitían a los usuarios ampliar la memoria del dispositivo para poder almacenar más fotos, videos y archivos. En esta ocasión, Samsung decidió tener un dispositivo sin esta característica, lo que obliga al usuario a guardar muchos más archivos en la nube, igual que Apple.

Entre los diferenciales que promete el fabricante con este equipo están la recarga inalámbrica de la batería, el sistema de pagos móviles desde la plataforma Samsung Pay, una mayor rapidez del equipo y una cámara más avanzada.

En cuanto a la calidad de las imágenes, algo que inquieta a buena parte de los consumidores, aunque la resolución de la cámara trasera sigue siendo de 16 megapixeles, las cámaras de ambos lados tendrán aperturas más anchas para admitir mayor luz. Los teléfonos prometen mejor foco y precisión de color, lo que se logra en parte mediante la capacidad infrarroja en el sensor cardíaco para detectar las condiciones de iluminación.

Hablemos ahora de Apple

El iPhone 6 Plus no es para todos. De hecho, este tipo de ‘phablet’ está dirigido a un segmento bastante específico del mercado. Por su tamaño, capacidad y especificaciones este dispositivo fue pensado para profesionales que deben estar conectados todo el tiempo cumpliendo con temas laborales. 

Una de las características más interesantes es que permite grabar videos a dos o tres cámaras, convirtiéndose en una especie de consola donde se puede cambiar el visor de las imágenes. El iPhone 6 Plus se puede conectar en la misma red de Wi-fi que otro iPhone y de forma remota puede controlar las secuencias que captura, lo que convierte a este equipo en una buena opción para productores audiovisuales.

En cuanto a la duración de la batería, el talón de Aquiles de los iPhone, aunque la duración de la batería es un poco mayor que la del iPhone 5, en términos generales las características son muy parecidas. En modo stand by, por ejemplo, el iPhone 6 tiene las mismas 10 horas de autonomía que el iPhone 5. El iPhone 6 Plus sí se distancia más del modelo anterior.

Seguridad: Punto importante

Más allá de las características técnicas de los equipos, el aspecto de la seguridad tiene que ser determinante antes de realizar tamaña inversión. A pesar de que los fabricantes han implementado fórmulas para desactivar los terminales robados, el hurto de celulares sigue disparado en las grandes urbes.

El aumento del tamaño de los terminales contribuye de alguna manera a la imposibilidad de utilizarlo en las calles o el transporte público, por lo que este tipo de celulares se están convirtiendo en equipos estacionarios como las tabletas o los portátiles, por lo menos en mercados como el colombiano.

Además, hay que tener en cuenta que modelos como el Galaxy S5 o el propio iPhone 5 bajarán de precio en los próximos meses, por una cuestión de oferta y demanda, y se pueden convertir en una buena opción para presupuestos que no necesariamente buscan el más reciente equipo.

Mario Augusto Beroes Ríos

Periodista graduado en la UCV en la mención Audiovisual.