1

CEO de Toshiba dimite ante escándalo contable

Una investigación independiente reveló que Tanaka y otros funcionarios de Toshiba maquillaron beneficios por años.

El presidente de Toshiba, Hisao Tanaka, y otros siete altos funcionarios dimitieron este martes por irregularidades contables, atribuidas a la “búsqueda” artificial de beneficios. Las renuncias ocurrieron luego de que una investigación independiente reveló que Tanaka estuvo al tanto de que la compañía infló sus ganancias durante una serie de años.

Según el reporte, los dirigentes de Toshiba habían exagerado “sistemáticamente” sus ganancias operativas en 151.800 millones de yenes (1.220 millones de dólares) durante varios años, suma que casi triplicó la estimación inicial de Toshiba.

Los predecesores de Tanaka, el vicepresidente del directorio, Norio Sasaki, y el asesor Atsutoshi Nishida también dimitieron después de que el reporte de terceros demostró que también jugaron un papel en la exageración de las ganancias que se remonta al ejercicio del 2008.

Hisao Tanaka, será reemplazado por el presidente del directorio, Masashi Muromachi, a partir del miércoles, dijo Toshiba en un comunicado, añadiendo que está considerando el nombramiento de directores externos para más de la mitad de los asientos en su directorio.

Credibilidad y Confianza

Toshiba, conocida en todo el mundo por sus televisores, sus lectores de DVD o sus ordenares personales, tiene más de 200.000 trabajadores en todo el mundo por lo que la revelación de la conducta indebida del directorio de Toshiba se ha convertido en uno de los escándalos empresariales más importantes en Japón de los últimos años luego de que varias instancias de control detectaron a principios de año problemas en el balance de la compañía.

La investigación independiente, presidida por un exfiscal de Tokio, describe una cultura empresarial en la que los mandos inferiores no podían poner en duda a sus superiores que querían aumentar a toda costa los beneficios.

“Los máximos dirigentes de las divisiones parecen haber compartido el objetivo de hinchar los beneficios. La contabilidad inapropiada fue llevada a cabo sistemáticamente como resultado de decisiones de gestión que traicionaron la confianza de muchos accionistas”, afirma el informe.

El escándalo llega menos de dos meses después de que Japón adoptara una esperada ley para mejorar la gobernanza empresarial y aumentar su transparencia.

El hasta ahora presidente Hisao Tanaka, de 64 años, también expresó sus “sinceras disculpas” e hizo una reverencia en signo de arrepentimiento.

“Este es el peor daño que ha sufrido nuestra marca en sus 140 años de historia“, dijo Tanaka, aunque negó haber ordenado la manipulación de las cuentas.