1

Aberración cromática no es problema para el Canon EF 35MM F/1.4L II USM

El nuevo lente de Canon, el EF 35mm f/1.4L II USM para las cámaras del sistema EOSya está en el mercado. Este lente EF de Canon, gran angular de longitud focal fija, es el primer lente del mundo en usar la nueva óptica refractiva del espectro azul (“Blue Spectrum Refractive Optics”: Óptica BR).

El nuevo producto de Canon utiliza material orgánico recientemente creado por la compañía japonesa para obtener un nivel de corrección de la aberración cromática más alto que el de otras tecnologías existentes y que da como resultado un rendimiento excepcional en el procesamiento de imágenes de alta calidad.

“Como líderes mundiales en la producción de lentes intercambiables, y con más de 110 millones de lentes EF producidos desde 1987, con sumo entusiasmo presentamos una nueva tecnología que se suma a la inigualable herencia óptica de Canon cuando se trata de corregir la aberración cromática,” explicó Yuichi Ishizuka, presidente y director de operaciones de Canon U.S.A., Inc.

“Nos esforzamos incansablemente para lograr el rendimiento ideal del lente, lo cual nos llevó a la creación de la óptica refractiva del espectro azul (“Blue Spectrum Refractive Optics”), en el nuevo lente EF 35mm f/1.4L II USM. Esta tecnología es otra ‘primicia’ en diseño óptico introducida por Canon a fin de mejorar el rendimiento de nuestros lentes para nuestros clientes”.  

 La óptica refractiva del espectro azul (“Blue Spectrum Refractive Optics”: Óptica BR), integra un nuevo material óptico orgánico con exclusivas características de dispersión de la aberración, para usarse en los lentes de las cámaras. El diseño molecular de la Óptica BR refracta la luz azul (espectro de longitud de onda corta) en un grado más alto que otras tecnologías ópticas existentes, incluso la del vidrio UD, vidrio Súper UD y de fluorita, para controlar las franjas de color lo más eficientemente posible.

Cuando se coloca entre los elementos de lentes cóncavos y convexos creados a partir de materiales de vidrio óptico convencionales, la Óptica BR ayuda a producir imágenes nítidas con una fidelidad de color y contraste extraordinarios al reducir por completo la aberración cromática axial.

 Además de la Óptica BR, el lente nuevo integra dos elementos asféricos y un elemento de vidrio UD en una fórmula óptica de 14 elementos y 11 grupos. El lente EF 35mm f/1.4L II USM también presenta el recubrimiento de la estructura de la longitud de onda secundaria (SWC) propia de Canon, el que se aplica a la superficie posterior de los elementos del primer y segundo lente asférico para ayudar a combatir los destellos e imágenes fantasma causados por los rayos de luz que penetran el lente en un ángulo de incidencia amplio.

El lente también ofrece el mejor enfoque mínimo a una distancia de 0.28 m (aproximadamente 11 pulgadas) de su clase, que da como resultado una ampliación máxima de 0.21x, ideal para la captura de objetivos en primer plano. El enfoque automático es rápido y prácticamente silencioso debido a un sistema óptico de enfoque posterior y al motor de enfoque USM de tipo anillo, original de Canon. El enfoque manual mecánico también estará disponible siempre aunque el lente esté configurado en el modo de autoenfoque. 

 El lente EF 35mm f/1.4L II USM de Canon cuenta con una durabilidad mejorada que supera la de su predecesor. Al igual que con todos los lentes de la serie L, este nuevo lente es muy resistente al polvo y al agua: por lo que es ideal para la fotografía en exteriores incluso en condiciones difíciles. El diseño de alto grado del lente les proporciona a los usuarios una gran sensación de lujo, al igual que una operatividad óptima. Además, el recubrimiento de flúor en las superficies frontal y posterior del lente repele las partículas de polvo y de líquido, lo que facilita la limpieza del lente.

Mario Augusto Beroes Ríos

Periodista graduado en la UCV en la mención Audiovisual.