1

Edenor y Fukurawa caminan por la senda de “lo verde”

El cuidado del medio ambiente es una de las preocupaciones del sector tecnológico, y así debe serlo. Ante tal premisa, Edenor, la distribuidora de energía eléctrica más grande de la Argentina, recibió de parte de Furukawa, uno de los fabricantes de soluciones de infraestructura para redes de comunicaciones,  la certificación que reconoce su compromiso con el cuidado del medio ambiente.

Conocíamos la calidad y el compromiso con que trabaja Furukawa y luego de la recomendación de DATCO, nuestro integrador, no nos quedaron dudas”, comentó Oscar Kovalow, gerente de Telecomunicaciones de Edenor.

Para hacer efectivo el proyecto, el pasado diciembre Furukawa retiró 200 K de material de descarte de uno de los nuevos edificios adquiridos por Edenor, para que posteriormente fueran procesados de acuerdo a las normativas internacionales y bajo las leyes argentinas para la separación y reciclado para la utilización en otras industrias.

De esta forma, Edenor demostró su compromiso con el cuidado del medio ambiente y pudo evitar que 84 K de materiales contaminados con metales pesados fuesen depositados en rellenos sanitarios, reducir la extracción de 15,9 toneladas de mineral de cobre y el consumo de 1.601 kWh, energía suficiente para abastecer 11 residencias por un mes.

DATCO, la compañía integradora de tecnología para empresas, completó el proceso de re cableado del edificio utilizando las soluciones de cableado estructurado de Furukawa, que permitió la renovación del sistema de telecomunicaciones interno de la empresa.

Cabe destacar que la nueva solución de Furukawa instalada por DATCO excede los más altos estándares internacionales de cuidado del medio ambiente, al no contener componentes contaminantes ni emitir gases tóxicos.

Un gran cambio

El programa Green IT de Furukawa propone una solución sustentable para racionalizar la utilización de recursos no-renovables y el tratamiento de residuos provenientes del descarte de productos de cableado estructurado, teniendo en cuenta el entorno, la salud y seguridad de sus empleados y el cuidado del medio ambiente.

Según el procedimiento, todo residuo recibido es acondicionado y guardado en recipientes tomando en consideración sus características. Luego, estos desechos son almacenados en áreas seguras exclusivamente desarrolladas, para después ser transportados por empresas especializadas y homologadas para esta función. En Argentina, este proceso se realiza en la planta de la empresa, ubicada en Berazategui, Buenos Aires.

 

Mario Augusto Beroes Ríos

Periodista graduado en la UCV en la mención Audiovisual.