1

4 razones para apoyar el trabajo remoto

Datos de la Consultora IDC señalan que el 37.2% de la fuerza de trabajo mundial pertenece a trabajadores móviles; se prevé que para este año aumente a mil 300 millones de personas.

En Latinoamérica, siguiendo con el trabajo de la consultora el 45% de las compañías tiene planeado alinear sus esfuerzos hacia una estrategia definitiva de movilidad.

La realidad es que la incorporación de la “fuerza de trabajo móvil” supone varios retos para las empresas en términos de adopción e implementación de tecnologías y herramientas que permitan a los profesionales ser productivos y estar conectados desde cualquier ubicación y en cualquier momento.

La buena noticia para quienes tienen en sus manos la decisión de contratar personal en las empresas es que las tecologías de Comunicaciones Unificadas y de Colaboración (UCC) han evolucionado y madurado significativamente. Proporcionan desde voz y video en alta definición, chat, mensajería unificada, hasta la integración de diferentes equipos.

Las UCC empoderan a las organizaciones no sólo habilitar una fuerza de trabajo móvil sino también a maximizar su productividad mediante la integración de servicios de comunicación empresariales customizados a las necesidades de cada persona.

4 simples pasos

Tomando como base el estudio de IDC, la empresa de comunicaciones unificadas, Broadsoft, dio a conocer 4 razones por las cuales las herramientas de colaboración hacen que el trabajo remoto funcione:

  1. Prevenir el “desinterés” de los empleados: Un estudio de Common Sense muestra que el 72% de los adolescentes y el 48% de los adultos sienten la necesidad de responder de inmediato a los mensajes, “posts” y notificaciones que reciben. Los empleadores se enfrentan a la misma necesidad de inmediatez entre los empleados, quienes deben gestionar un flujo continuo de comunicación e información a través de diversos dispositivos y ubicaciones, lo cual resulta en ocasiones complicado para los trabajadores remotos.
  2. Proveer una experiencia integral: Actualmente, un trabajador remoto debe comunicarse y colaborar con colegas, clientes y socios a través de una serie de diferentes aplicaciones. Esto significa que a menudo ellos pasan de una aplicación a otra tratando de mantener toda la información sincronizada. A menos que ellos puedan tener acceso a estas aplicaciones utilizando una única interfaz su productividad puede verse afectada negativamente.
  3. Reconocer que los millennials trabajan de forma diferente: Un componente importante al definir el tipo de comunicación que se tendrá con los trabajadores móviles, es el entendimiento de sus hábitos y preferencias personales. Los Millennials son actualmente, en número, la mayor generación en América según Pew Research, y en consecuencia son uno de los mayores factores de cambio cuando se trata de comunicaciones en los negocios. La comunicación digital es natural para los Millennials, y esperan la misma instantaneidad en su lugar de trabajo de la que disfrutan en sus vidas personales.
  4. Adoptar la flexibilidad: Actualmente los trabajadores remotos requieren de flexibilidad para utilizar las aplicaciones, dispositivos y servicios que se adaptan a su estilo de trabajo; mientras que las empresas, establecen parámetros y uniformidad para evitar la complejidad de administrar, soportar y asegurar decenas de aplicaciones dispares.

Mario Augusto Beroes Ríos

Periodista graduado en la UCV en la mención Audiovisual.