1

Uber sigue con “afectos” dividos en América Latina

Una sentencia a favor en México y una protesta masiva de taxistas anti – Uber en contra que ocurre en Colombia sonel día a día de la app en LatAm.

CIO AMÉRICA LATINA | Por Elibeth Eduardo | @ely_e

Quizás el triunfo de Emmanuel Macron en Francia sea un buen pronostico para Uber con respecto a que sus problemas legales y de rechazo disminuyan en el mundo. Después de todo, los taxistas descontentos formaban una base virulenta de la oposición a Macron, precisamente a causa del servicio de transporte colaborativo.

Pero, si esto va a ser así en un escenario “latino” tanto estricto como ampliado, es claro que no será pronto. No en Colombia al menos.

Y es que además de las denuncias de “acoso” de los directivos de la aplicación en Bogotá que vimos semanas atrás, el día de ayer una fuerte protesta dejó en claro que los taxistas colombianos están de acuerdo con los franceses.

La protesta de ayer tuvo la particularidad de ser “nacional”, en el sentido en que se realizó en buena parte de las mayores ciudades en las que ya se encuentra este servicio de transporte colaborativo es decir:

  • Bogotá
  • Medellín
  • Cali
  • Cartagena
  • Barranquilla
  • Otras ciudades.

La convocatoria fue realizada por las agremiaciones de taxistas de estas localidades colombianas que insisten en que la app no debería operar sin regulación en Colombia porque es una competencia desleal: les quita mercado sin tener estos vehículos las obligaciones legales de los que sí están regulados.

Y este argumento (bien lo sabe Uber) es universal: se repite en un número impresionante de idiomas, ciudades y países.

 

¿Triunfo en Jalisco?

Pero mientras esto ocurría al norte del sur del continente, en Jalisco, México, una juez federal sorprendió permitiendo que los vehículos puedan seguir trabajando. Al menos por ahora.

En su dictamen, la autoridad federal le otorgó a Uber una suspensión definitiva respecto de ciertas disposiciones de la Ley de Movilidad y Transporte del estado de Jalisco.

“Las autoridades responsables deberán abstenerse de ejecutar medidas coactivas y sanciones en contra de los usuarios de dicha plataforma”, señala un comunicado del tribunal.

Esto significa que, mientras termina el juicio y hay una sentencia definitiva, las autoridades de Jalisco no podrán:

  • “Asegurar” (retener) vehículos por el hecho de ser conducidos por usuarios de la aplicación electrónica Uber.
  • Imponer sanciones de multa y arresto administrativo contra los conductores de vehículos que sigan prestando el servicio de esa plataforma.
  • Aplicar castigos contra las personas que soliciten y usen el servicio de transporte privado a través de la aplicación electrónica.

Habrá que esperar la sentencia definitiva para ver si esta suspensión representa un precedente luminoso para la app. Al menos en México.