Estos 4 consejos lo ayudarán a transformar su red virtual

Nunca antes como ahora las empresas contaron con tantas alternativas de TI (SD-WAN, IoT, cloud) para que su red virtual esté al día.

Vía PC World en Español  | Por William Peña

Nadie puede dudar que, sin una buena conectividad, la transformación digital no pasa de ser una aspiración.

Tampoco que las redes virtuales o físicas que nos proporcionen esa conectividad deben ser mantenidas y gestionadas para obtener el máximo de su capacidad.

Finalmente, es un hecho indiscutible que tecnologías como el software de redes definidas (SD-WAN), el cloud computing e Internet de las cosas (IoT) son retos pero, también, oportunidades para la transformación digital de las empresas.

Y es que estas tecnologías (en distintas medidas) implican el uso de software para automatizar la gestión de la red o para virtualizarla.

Investigaciones recientes de IDC sugieren que los ingresos de redes y software de comunicaciones crecerán de US$6.000 millones en 2017 a US$12.000 millones en 2021.

El máximo provecho

Los expertos tienen una serie de consejos sobre cómo las organizaciones deberían pensar en llevar a cabo estos proyectos. Independientemente de qué tecnología esté implementando, estas recomendaciones cubren los conceptos básicos como:

  • Quién necesita participar
  • Cómo debe pensarse el proyecto
  • Qué necesita para que tenga éxito.

1. Formar un equipo

Para que un proyecto realmente salga bien, se necesitan personas dedicadas. Esto comienza desde arriba, con el apoyo de nivel ejecutivo para abrazar nuevas tecnologías y embarcarse en un proyecto de transformación de red y/o digital.

El equipo es responsable de definir los resultados deseados, hacer un plan de cómo lograrlos y ser responsable de los plazos e integridad.

Los miembros del equipo podrían incluir administradores de red, administradores de servidores y almacenamiento, ingenieros de desarrollo de aplicaciones y especialistas en seguridad.

Es importante tener representación en el equipo de operadores que estarán implementando los cambios y los usuarios finales que se beneficiarán.

2. No reinvente la rueda

El analista de Forrester, Andre Kindness, recomienda que los usuarios piensen en cómo los nuevos proyectos de tecnología pueden ajustarse a los sistemas existentes en vez de necesitar ser iniciados desde cero.

La ejecución de una estrategia de red virtual no requiere un conjunto completamente nuevo de tecnología, procesos y roles de trabajo.

En muchos casos, el software puede ser puesto en marcha para ayudar a automatizar las tareas manuales.

3. Plan para el futuro

Si hay una constante en la industria de la tecnología, es el cambio. Al adoptar nuevas tecnologías, específicamente en redes, piense en cómo el negocio se beneficiará de los cambios y cómo las necesidades del negocio evolucionarán en el futuro.

4. Supervise el tráfico de red

El monitoreo es necesario para la salud de la red virtual  y detectar problemas además de aportar mucha información sobre los clientes que pueden utilizar varias unidades de negocio.

A medida que se utilizan nuevos sistemas basados ​​en software, puede resultar mucho más fácil obtener analítica de ellos en comparación con soluciones basadas en hardware.

Esto puede ser especialmente útil en términos de seguridad e identificación y solución de problemas.