1

SCJN sentencia a favor de América Móvil en caso contra Telefónica

Una de las batallas legales ambas operadoras llegó a su fin con el triunfo de América Movil, buque insignia de Carlos Slim.

CIO AMÉRICA LATINA | Por Elibeth Eduardo | @ely_e

Si bien el proceso de “liberalización” del mercado de telecomunicaciones mexicano comenzó, en teoría, hace dos décadas, la legislación más “agresiva” en ese proceso es relativamente reciente.

Eso explica por qué da la impresión de que es un mercado donde pasa de todo. Y a cada rato.

Por ejemplo, una sentencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) de México le permite a las empresas del Grupo Slim cantar victoria (otra vez) frente a sus competidores

¿Por qué? Porque, aunque en papel es un conflicto de una filial de América Móvil contra Pegaso PCS y Grupo de Telecomunicaciones Mexicanas (Telefónica) por tarifas de interconexión, el máximo tribunal del país estaría validando los reclamos de Slim y sus empresas sobre algunas de las reformas que entraron en vigencia a partir del 2014, según un reporte de la agencia Reuters.

Algunas de las mismas han contribuido a la pérdida de competitividad de a empresa. Otras han servido para que reciba multas pero, después de este dictamen, algunas de esas “circunstancias” podrían cambiar.

Sí pero no

Como se sabe, las reformas han permitid, no solo el ingreso de nuevas empresas al mercado mexicano sino, también, han tratado de reducir e impacto de la posición de dominio de varias empresas del América Móvil en distintos segmentos del mercado.

En este caso particular, la reforma habría eliminado las tarifas de interconexión que la empresa cobraba a sus competidores por las llamadas entrantes a su red. Bien.

El problema está en que los competidores SI podían cobrar a las empresas de Slim por el mismo servicio. Visto así, no sorprende el veredicto.

En la exposición del caso, se argumentó que, para la fecha en que la reforma fue aprobada, pareció demasiado tarde para renegociar las tarifas de interconexión para el año 2015 por lo que los reguladores mantuvieron las tarifas de 2014.

El tribunal supremo ha determinado que esa decisión no fue correcta y que habría que negociar nuevas tarifas para el 2015.

¿Precedente?

¿Qué significa esto en la práctica? Que los montos pagados previamente entre las compañías tendrían que ajustarse a lo que resulte de la negociación.

Al respecto, Bloomberg ha adelantado que la Suprema Corte podría fallar durante este mes sobre disposiciones claves de la reforma que, según América Móvil, han favorecido injustamente a sus competidores y que causan un ambiente de “inseguridad jurídica”.

Habrá que esperar si este resultado es un “predictor” de todos los casos que Slim ha emprendidos en contra de la reforma.

Algunos medios mexicanos han recordado que uno de los argumentos utilizados por el grupo para impugnar aspectos de la reforma es que “el Congreso no tenía la autoridad en 2014 para crear reglas que le impusieron sanciones más severas”.

Sin comentarios.