Olyseum está en fase de pruebas entre el millón de aficionados que se espera que lleguen a Rusia durante el Mundial de Fútbol de la FIFA 2018.